Las láminas de protección solar y seguridad han sido diseñadas y fabricadas para reducir eficazmente la transmisión de radiación solar que atraviesan los vidrios. Este fenómeno se consigue gracias a microscópicas capas de metal depositadas entre sus capas de poliéster, permitiendo así que rechacen gran parte de la radiación solar incidente (¡hasta un 80%!) a la vez que permiten una visión clara y sin distorsiones al exterior. 

La rotura de vidrios en cualquier zona acristalada representa siempre un riesgo, pues las astillas y fragmentos proyectados pueden causar graves daños a las personas y objetos que se encuentran en su entorno.

La combinación de lámina de seguridad con el vidrio existente crea un producto nuevo que reúne las mejores cualidades del vidrio y las excepcionales cualidades del poliéster laminado frente al impacto. Imperceptibles una vez instaladas, previenen los daños personales derivados de la fragmentación de los vidrios en caso de rotura accidental o intencionada. Minimizan la amenaza que dichos vidrios rotos representan y reducen la emergencia de su sustitución al no dejar huecos abiertos a la intemperie o al vandalismo. 

La lámina efecto espejo es un tipo de lámina que juega con el contraste de luz, lo que significa que el efecto espejo se va a producir siempre y cuando la luz exterior sea superior a la interior.

Este tipo de vinilo efecto espejo es una ventaja en cuanto a privacidad:

Intimidad: Para empezar, ofrecen luminosidad a la vez que discreción. 

Funcionalidad: Funcional separador de espacios o ambientes. 

Privacidad: Ver sin ser visto. Práctico y vital en determinadas profesiones y actividades. 

Estética: Por último, mencionar la armonía y estética en diseño de exteriores que puede aportar. 

Las láminas de protección solar contribuyen a mantener la temperatura interior de las estancias controlada y estable. Una vez instaladas por nuestros profesionales en los vidrios de los edificios, los protegen eficazmente de los excesos de calor, de los deslumbramientos y de la dañina radiación ultravioleta aportando gran confortabilidad a los interiores y un notable ahorro energético. La rehabilitación de acristalamientos de los edificios mediante láminas de protección solar, permite reducir notablemente el consumo energético en sistemas de aire acondicionado y adaptarse así a las nuevas exigencias medioambientales.

Aunque invisibles, los rayos ultravioletas causan efectos nocivos, no sólo en nuestra piel, sino también en tejidos, mobiliario, objetos de arte, etc. Las láminas filtran y reducen más de un 99% de la radiación U.V. que penetra a través de los acristalamientos y pueden reducir también hasta un 95% de los rayos infrarrojos solares. Reduciendo las radiaciones ultravioletas e infrarrojas contribuimos a preservar el conjunto de mobiliario y decoración expuestos, retrasando y reduciendo los efectos decolorantes del sol y su excesivo calor. Las láminas específicas para escaparates son virtualmente invisibles e inapreciables para el ojo humano una vez instaladas y no distorsionan la percepción de los colores de los artículos que se exhiben. Si bien no eliminan por completo el problema de la decoloración, ayudan mucho a reducir y retrasar sus efectos. 

El uso intensivo de vidrio en la arquitectura moderna ha conseguido llenar los edificios de luz natural, pero con esta tan deseada luz natural también penetran, durante muchos meses al año, los indeseables excesos de calor, los deslumbramientos y la inevitable decoloración de muebles y materiales que ni los vidrios técnicos más potentes llegan a solventar totalmente.

Las láminas adhesivas rechazan hasta el 86% de la radiación solar sin sacrificar la visibilidad. Una vez instaladas son prácticamente invisibles y ofrecen una protección solar extraordinaria contra los deslumbramientos y las incómodas zonas calientes cerca de los vidrios permitiendo nivelar las temperaturas interiores. Desde el primer día notará la diferencia, mejorando el clima interior y reduciendo su consumo energético 

GRUPO CUSTOM

Llámanos: 617 54 29 65 o 617 87 40 61